miércoles, 9 de septiembre de 2009

Joel?
-Si, Tangerina?
-Soy fea? Cuando era niña, creía que lo era. No puedo creer que ya esté llorando.A veces creo que la gente no entiende lo solos que se sienten los niños.Como si no importaran...Tenía ocho años.. tenía juguetes, muñecas. Mi muñeca favorita era una muyfea la que llamaba Clementine, y le gritaba constantemente: "¡No puedes serfea, se bonita!" Era algo raro. Creía que si lograba transformarla yo tambiéncambiaria mágicamente.
-Eres bonita.
-Joel, nunca me dejes.
-Bonita, bonita, bonita.. (Mierzwiak, por favor permita que conserve este recuerdo, solo éste )

10 comentarios:

MO RANSAR dijo...

bonita, bonita, bonita...



joel, no me dejes nunca...


permítanme conservar estos recuerdos, bonitos, bonitos, bonitos...


little sweet rouge from a doll
:*

Jacques Percipied dijo...

recuerdosrecuerdosrecuerdosrecuerdos


Gracias por matarme de tristeza.Ahora he olvidado olvidar esa película. Duele.

Jo.

fierro dijo...

me encantó y me encantaste.

Me encanta.

Javier dijo...

Que curiosa que es la vida, hoy preciso vi esa pelicula... impactado. Ahora bien busco un cuento de Monserrat Ordoñes que lei hace mucho, lo encuentro aca, revizo la ultima entrada del blog y ohhhhhhh caray me da en pleno rostro este eterno resplandor.

Jacques Percipied dijo...

Vuelve ya.

Sphynx Red dijo...

qué belleza

MO RANSAR dijo...

Kiki de Montparnasse, hay un cómic con su vida wili, lo lei hace poco y salia esta imagen y me acorde de ti por esta entrada, porque te tengo hasta en la sopa aunque estemos a 1000 kilomierdos...

cuanto queda, eh eh ehhhhh??

Gat cabut dijo...

que peli es?

Javier dijo...

La pelicula se llama, en español, Eterno resplandor de una mente sin recuerdos

Anónimo dijo...

Ojalá se llamara "Eterno resplandor de una mente sin recuerdos" en todos los lugares de habla hispana. Ese fué el título en Argentina y México, si no me equivoco, fiel traducción deñ título americano, que es una frase del Papa Alexander (Ups, perdón, de Alexander Pope). En españa, como debemos ser todos idiotas, fué mejor llamarla ¡Olvídate de mi!. Como la protagoniza Jim Carrey tenía que parecer de risas. Ayns.

Inma, vuelve ya.